2ª parte ¿Cómo mejorar la comunicación con tu jefe? Problemas o oportunidades que puedes encontrar en tu camino

En el anterior artículo he publicado 5 consejos para cuando tu jefe te encarga un trabajo y te encuentras en un momento importante por la oportunidad que te han brindado. Son 5 consejos para mejorar tu comunicación con tu jefe con el fin de tener más éxito en el desarrollo de dicho trabajo.

En este artículo voy a comentar algunos problemas y oportunidades con lo que puedes encontrarte en el desarrollo de ese plan o proyecto.

1.  Escepticismo:

Muchas personas, seguramente también en la empresa donde trabajas, consideran que tu plan de acción o proyecto puede interferir de forma negativa en las actividades primordiales de la empresa o en las actividades de su área. Por ello, debe asegurarte de que tus propuestas en el plan/proyecto son de carácter empresarial y muestran claramente las oportunidades para mejorar el desempeño organizacional y que además puedan ser medidas con criterios reconocidos y objetivos. Los indicadores de evaluación existen para hacer comparativas y aquellos indicadores aceptados en tu empresas son los que te proporcionan una base muy importante para destacar tus propuestas y/o planes. ¡Usalos!

Los escépticos deberán atacar a esos indicadores y no a ti como empleado, como persona o a cómo has llegado a esos valores que muestras a través de esos indicadores. Es en ese momento cuando puedes actuar de tu a tu con cualquiera de tu organización porque están hablando en un idioma empresarial y no sobre tu forma de hacer el plan/proyecto. Al desarrollar dicho plan tienes el conocimiento y por ella fuerza para justificarlo y responder a dichos ataques.

2.  Crisis

A menudo un fallo en un equipo, una instalación, un procedimiento u otro tipo de crisis crea una necesidad imprevista de una inversión en un equipo nuevo, una innovación u otro remedio. Asegúrate de estar preparado con el fin de poder ofrecer consejos sobre cómo hacer la inversión que ayudará a reducir o eliminar esa crisis. Igualmente, es importante ofrecer soluciones alternativas, incluidas aquellas que ofrecen un mejor medio ambiente o mejoran la sostenibilidad.

Ten en consideración que estás (están) en un momento en que la acción rápida y decisiva es esencial y esta atmósfera de urgencia puede significar que las soluciones simples, que pueden ser rápidamente implementadas para resolver el problema, pueden no valer a medio largo plazo y tendrán que ser sustituidas, reemplazadas o demolidas. Estas soluciones resultan costosas o problemáticas a largo plazo. Ten previstos los riesgos de las inversiones y soluciones rápidas y/o temporales para poder presentarlos o discutirlos.

Inversiones reducidas o de corta duración y los criterios de la toma de decisiones:

La superación de estas barreras, de estos obstáculos, significa que puede requerir de una negociación o profunda revisión con el personal del departamento financiero y, a veces, con la alta dirección. Si no eres tú, seguramente tu jefe requiera todos los datos para presentar tus números que son los que has desarrollado y que desde tu punto de vista son los que apoyan a la empresa. Es la hora de defenderlos.

Cuando presentas números financieros, algo que siempre tiene gran importancia en los planes y proyectos de las empresas, no debes olvidar una comparativa con la situación actual en el futuro. Es decir, haz previsiones de los gastos e ingresos si tu plan/proyecto no es implantado y compara esos números con las previsiones de gastos e ingresos en caso de serlo. También debes traducir el ahorro de tu solución en un Valor Neto Actual.

Inversiones Nuevas

Sea cual sea tu plan/proyecto, debes aprovechar para estudiar posibles innovaciones, nuevas tecnologías, metodologías, etc. Esta alternativas, no siempre, pero pueden poner sobre la mesa proyectos que estaban en la “nevera”. De repente, es posible, que te asignen un proyecto incluso mayor.

Lenguaje adecuado

Debes aprende a usar el lenguaje de los financieros aunque no tenga nada que ver con tu puesto, tu conocimientos. Todo en la empresa, absolutamente todo, pasa por el departamento financiero. Cuando hables su idioma has llegado al momento en el cual vas a poder conversar con ellos. Si te hacen la pregunta y no contestas no te lo van a explicar. Pasarán de ti. En cambio, si contestas, no tendrán ningún problema en hablarlo contigo, en dar su visión, comentar sus preocupaciones y es que ¡eres el que ha hecho el plan/proyecto! Formarás parte, aunque sea por un instante, de ese grupo privilegiado de tu empresa. Es entonces cuando has cumplido tu principal objetivo. No era hacer el plan, era ser reconocido y tratado con igualdad.

¡A por ello!

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s